Calidad de agua

Cuando consumas agua potable, asegúrate de que esta sea de excelente calidad. Al ser este un líquido que compone la mayor parte de nuestro cuerpo, puede intoxicarlo si lo consumimos de fuentes insalubres. ¿Cómo saber si la calidad de agua que llega a tu casa y la que consumes es adecuada? Sigue leyendo para averiguarlo…

Tubo de ensayo con agua
Investigador con tubo de ensayo con agua en la mano

La escasez de agua a nivel mundial es preocupante. Además, el cambio climático pone en riesgo continuamente los recursos disponibles. Esta problemática lleva a miles de personas a consumir reservas de agua que no siempre han sido tratadas y que podrían poner en riesgo su salud como el agua subterránea. Es por ello que una organización internacional como las Naciones Unidas lleva a cabo acciones relacionadas a la preservación y la disponibilidad del líquido salubre alrededor del planeta.

En Guatemala, la cantidad de agua disponible para el consumo humano es adecuada. Sin embargo, existen sectores que enfrentan problemas para conseguirla. Poco a poco, los sistemas de distribución y la calidad de los productos relacionados al abastecimiento hídrico mejoran.

Sin importar si vives en el área urbana o rural, debes preocuparte por obtener un servicio de agua que garantice su alta calidad. Así cuidarás tu salud y la de tu familia. Para reconocer si estás obteniendo un servicio adecuado, asegúrate de que la entidad que lo ofrece cumple con:

  • las normas iso relacionadas al agua (garantizan su calidad)
  • un proceso de tratamiento de las aguas adecuado y estandarizado según normas internacionales
  • servicio de tratamiento de aguas residuales (para eliminar correctamente los restos de líquido no potable)
  • productos y servicios especializados en abastecimiento de agua potable y tratamiento de la misma (todo lo relacionado a su uso y manejo)
  • una red profesional que busque la satisfacción del cliente y se preocupe por la gestión de calidad en todo lo que hace

Contar con un suministro de agua potable de alta calidad no solo depende del abastecimiento, también requiere de un servicio profesional que lo respalde. Asegúrate de que el agua que llega a tu hogar proviene de una entidad confiable, con técnicos y expertos en el área del manejo de los recursos hídricos que la respalden y no de aguas subterráneas infectadas. Esto te dará la seguridad de que cuentas con el mejor suministro disponible en tu comunidad.

Recuerda que el agua es fundamental para nuestras tareas diarias. Nos sirve para garantizar la higiene personal, una salud adecuada y para llevar a cabo actividades del hogar y del trabajo. Para contribuir con la disponibilidad mundial de este recurso, utilízalo de manera consciente. Te invitamos a compartir esta información para aumentar la conciencia sobre el uso del agua. ¡Informarnos es clave para preservar los recursos y la salud!